FM LA PAZ 96.7
País

López Obrador califica de «espuria» a Boluarte y vuelve a pedir la liberación del expresidente Castillo

Dina Boluarte y Andrés Manuel López Obrador / Web

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha calificado este viernes a su homóloga peruana, Dina Boluarte, de «espuria» y ha vuelto a pedir la liberación de un Pedro Castillo, al que los conservadores «hostigaron» para echarle cuando apenas llevaba tiempo en el cargo.

López Obrador se ha referido de nuevo a la crisis en Perú en su comparecencia de este viernes ante los medios, a los que ha informado del encuentro que mantuvo el día anterior con la esposa de Castillo, Lilia Paredes, a quien México, junto a sus hijos, concedió asilo político tras el arresto del expresidente peruano.

«Ella es una mujer excepcional, humilde, buena, que vino a agradecerme por lo que se hizo con ellos, a hablarme de sus hijos, que están estudiando. Estamos procurando que no les falte de nada, ayudarles», ha contado López Obrador, quien ha revelado que Paredes les ha pedido que no se olviden de su esposo.

«Consideramos que fue una gran injusticia el haberlo destituido de su cargo porque él fue electo por el pueblo, además violaron la Constitución», ha dicho López Obrador, que no ha tenido palabras tan amables para la actual mandataria peruana, a cuyo Gobierno ha acusado de reprimir las protestas con «las bayonetas».

«He visto encuestas donde la presidenta espuria tiene el 15 por ciento, el 85 por ciento la desaprueba, pero todavía tiene menos aprobación el Congreso, los diputados tienen el 90 por ciento del rechazo», ha recalcado.

«Aún así ellos mandan con las bayonetas y con la represión, con la fuerza. Ya van más de 60 asesinados y en esas mismas encuestas la mayoría de la gente de Perú está pidiendo que se convoque elecciones, que sea el pueblo que decida», ha dicho.

«México va a seguir apoyando al presidente injustamente destituido y vamos a seguir demandando que se libere, no puede estar en la cárcel. Es una gran injusticia», ha enfatizado el mandatario mexicano, una de las voces de la región, junto a la de su homólogo colombiano, Gustavo Petro, más críticas por cómo está gestionando la crisis el Gobierno de Boluarte.

Desde la detención de Castillo a principios de diciembre tras intentar cerrar el Congreso, se han venido registrando casi a diario multitudinarias protestas en todo el país, dejando el luctuoso balance de casi 60 muertos por la represión ejercida por militares y policías de las manifestaciones.

Entre acusaciones infundadas de terrorismo, los manifestantes exigen la salida de Boluarte, el cierre del Congreso, elecciones anticipadas, un proceso constituyente para reformar la Carta Magna y la liberación de Castillo.

Por el momento, el Congreso ha sido incapaz de ponerse de acuerdo en la fecha para el adelanto de elecciones. Boluarte, que vería con buenos ojos acudir a las urnas durante el segundo semestre de 2023, ha descartado insistentemente presentar su renuncia, pues según sus palabras no ayudaría a resolver la crisis.

Vía: Europa Press

Artículos Relacionados

Marcelo Silva: Camacho no cambiará su calidad de recluso y Santa Cruz así lo entendió y por eso «dobló la página»

Paola Rios

Ante pedido del ministro Iván Lima, la Justicia ordena acumular los procesos del caso del Banco Fassil en La Paz

Paola Rios

Historiadora asegura que » ni una sola gota de agua del Silala le corresponde en derecho a Chile»

Paola Rios